El 13 de septiembre, se inauguró la estatua dedicada a Emilio Herrera Linares en la Avda. Fuentenueva de Granada, junto a las facultades de ingeniería de la Universidad de Granada. La obra, diseñada y realizada por Balbino Montiano Benítez y Antonio Martínez Villa, combina la faceta aérea y espacial del ilustre ingeniero militar. La escultura fue descubierta entre los aplausos de los asistentes, entre los que se encontraba Emilio Herrera Soler, nieto del aviador granadino, la rectora de la Universidad, los miembros de la Comisión Año Emilio Herrera, así como autoridades civiles y militares.

 

Al día siguiente, en el Salón de Caballeros XIV de La Madraza, tuvo lugar la presentación de las memorias autobiográficas de Herrera (Del aire al “Más Allá”), obra realizada por C. Lázaro Ávila y África Ricol Félez. En esta reedición, en la que se ha puesto atención a los hechos y personajes aeronáuticos relacionados con Herrera, ha colaborado ADAR con una foto inédita de la escafandra estratosférica, se ha explicado la participación de Rogelio Penacho Utrilla, piloto de Natacha en la trascripción de sus memorias, así como en la aportación de miembros de ADAR a las bases materiales y humanas para la creación de la Fundación Emilio Herrera.